Los penates eran unas divinidades romanas muy antiguas. Según la Eneida de Virgilio, Eneas los trasladó desde Troya a Italia. Su nombre deriva de "penus" que en latín significa despensa ya que en un origen eran los encargados de proteger la despensa de la casa para luego pasar a ser los protectores de los hogares. Una parte de la comida diaria se debía colocar en el corazón de la figura  que los representaba como ofrenda a estas divinidades.
 Había dos tipos de Penates, los familiares, de los que se ha hablado hasta ahora y los Públicos que protegían el Estado y ante quiénes los magistrados debían prestar juramento.


One Comment

Anónimo dijo...

Muchas gracias, me sirvio de mucho para mi exámen final.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
mitoslogos. Con la tecnología de Blogger.