sábado, 26 de octubre de 2013

Adonis


Hijo de Mirra y el padre de esta( Cníras), nació del incestuoso amor que Afrodita le infundió como castigo por haberse negado a hacerle una ofrendas.

Sin que su padre se de cuenta, entra en su lecho y duerme con él. Pasadas doce noches, la descubre y comienza a perseguirla con una espada en la mano. Es entonces que pide ser apartada tanto de los vivos, como de los muertos y Zeus la convierte en el árbol de la mirra y, pasados los nueve meses de gestación,de la corteza de este árbol, nace Adonis.

Otra versión dice que antes de ser convertida en árbol da a luz al niño.

Ovidio sin embargo, cuenta que vaga nueve meses huyendo de su padre y al llegar a la tierra de los Sabeanos ( principal fuente de Mirra e incienso) es transformada en el árbol y posteriormente, de la corteza nace Adonis.

Cuando Afrodita ve al niño, fascinada por su belleza, lo guarda en una caja para que quede fuera de la vista de todo mortal o dios y se lo entrega a Perséfone para que lo custodie.

Pero la diosa infernal queda también fascinada por  su belleza y lo mantiene a su lado.
La disputa llega hasta Zeus, que decide que Adonis pasará un tercio del año junto a cada una y otro tercio solo.

Tan pronto como puede, el joven sale a cazar y encuentra una muerte prematura, ya que lo mata un jabalí. Se dice que el jabalí lo manda Ares, celoso de él porque Afrodita(su amante) lo prefiere. Otras versiones dicen que es el mismo Ares, convertido en jabalí, quien lo mata.

Otra versión sobre el arbitraje entre Afrodita y Perséfone dice que Zeus delega esta decisión a Calíope, que decide que el joven pase medio año con cada una de ellas.
Afrodita, descontenta con la decisión de esta, hace que maten a Orfeo( descrito en esta versión como hijo de Calíope)

Ovidio en cambio dice que Afrodita se enamora de él cuando este al crecer, se convierte en un joven hermoso ( en su versión no aparece Perséfone).

Pero al igual que en las otras versiones, encuentra una muerte prematura. Al salir de caza, lo mata un jabalí.
Afrodita derrama néctar sobre la sangre de su amado y de allí hace surgir la anémona (una flor). Otra versión dice que de la sangre del joven surge la primera rosa y de las lágrimas de Afrodita la anémona. Finalmente una tercera versión, dice que la sangre de Adónis da color a la anémona y la de Afrodita, al pincharse con una rosa, le da el color a la rosa.